El antioxidante supremo

El antioxidante supremo

Es mi hipótesis que lo que le hace al ascorbato verdaderamente único es que cantidades muy grandes pueden actuar como un antioxidante sin límite barredor de radicales libres.” Robert F. Cathcart La vitamina C altera la respuesta del cuerpo a enfermedades. En 1985, el Dr. Robert Cathcart desarrolló una teoría del ascorbato como el antioxidante biológico supremo. Aunque otros suplementos dietarios, como extracto de semilla de uva o ácido lipóico son antioxidantes más poderosos, su concentración máxima en el cuerpo es más limitada. La vitamina C es soluble en agua y puede ser administrada en dosis muy altas, resultando en una corriente de moléculas a través de los tejidos. Mientras el ascorbato en el tejido se consume, se puede rellenar del torrente sanguíneo. Esta corriente continúa provee de electrones necesarios para prevenir daño celular.

Descargar Pdf

2813 Comments